Peluquera autodidacta

Peluquera autodidacta

¿Sabéis cuántas veces piso yo una peluquería al año? Pues normalmente una y si me apuras mucho dos, pero ha habido años en los que no he ido ninguna vez así que podríamos decir que la media es de 1 o ninguna. ¿Y sabéis por qué? Pues porque ahora mismo tenemos todo lo que necesitamos al alcance de la mano, desde productos de peluquería hasta manuales de youtube paran hacernos recogidos y peinados así que sólo voy a un profesional cuando quiero cortarme el pelo, básicamente.

A lo mejor algunos de vosotros estáis pensando que todo eso es factible sólo cuando la persona en cuestión es mañosa, es decir, que tiene cierta gracia en las manos para las manualidades en general y también para el cabello. Pues estáis muy equivocados porque hasta mi madre, que en lugar de dedos tiene morcillas y en lugar de palmas tiene muñones, ha utilizado vídeos de Youtube para peinarse y le ha quedado el pelo divino. Yo creo que en lugar de tener gracia hay que tener paciencia, básicamente

Os voy a contar mi caso que ya estoy echa una artista y hasta me llama mi hermana para que le haga peinados a mi sobrina los fines de semana.

Obviamente, antes de pensar en coletas, moños y cabellos ondulados hay que pensar en la salud de tu pelo porque intentar hacerte virguerías si lo tienes hecho una mierda es tontería, quedará mal, lo mires por donde lo mires. Y, por supuesto, nada de canas, lleva siempre la raya bien hecha. Yo suelo comprar los productos en Pelumarket, ya que ofrecen marcas profesionales a buen precio, y paso de los productos más convencionales que podemos encontrar en droguerías y supermercados o grandes superficies porque no me benefician en nada, ya que ni ahorro dinero con ellas ni me dejan el cabello mejor.

El tratamiento del cabello debe ser una rutina, algo que no debes dejar de hacer por muy cansada que estés porque si empiezas a pensar: esta vez no me lo hago, no pasa nada… Al final acabarás tratando tu cabello sólo de vez en cuando y entonces, no sirve de nada.

Una artista con las manos

Y ahora vamos con lo interesante, lo de peinarse a uno mismo y a los demás. Os voy a dejar un par de vídeos. El primero nos muestra como hacernos peinados a nosotras mismas de manera sencilla. Son peinados rápidos y para gente joven que podrás llevar tanto al trabajo, como a la universidad o a una boda. En el segundo vídeo nos enseñan a hacer penados para niñas. Ahora bien, como yo ya he probado eso de hacer peinados súper chulos a niñas menores de 6 años os diré lo siguiente; no se van a estar quietas así que optad por algo que no os lleve demasiado tiempo o se pondrán nerviosas y se querrán levantar tan rápido que se os quedará el peinado sin acabar.

En definitiva, si quieres pasar de gastar dinero en peluquerías y quieres convertirte en una artista del cabello sólo tienes que empezar a ver vídeos y ponerlos en práctica, os aseguro que funciona.